consumidora probando Scutum Cosmetics
Consumidora alimentando su piel con Scutum Cosmetics.

¿Por qué cosmética natural?

Porque para verte y sentirte bien, no debes sacrificar tu salud. La cosmética tradicional y/ó industrial, en casi todo su recorrido;  ha sido formulada a base de ingredientes químicos. Esto le permite al fabricante abaratar costes y conseguir un alcance masivo. Sin embargo, el uso progresivo de este tipo de sustancias, genera una serie de efectos secundarios.

¿Cómo identificarla?

Para saber si un producto cosmético puede tildarse verdaderamente de “natural”, es de vital importancia GIRAR EL BOTE! Sí, este pequeño gesto puede marcar la diferencia. A día de hoy,  el término “natural” no está regulado. Son muchas las ocasiones que somos partícipes del mal uso y abuso de esta palabra. Suele ser incluso el claim protagonista de muchas marcas que son todo menos naturales.De allí, la confusión que se genera en el usuario, así como las muchas promesas que no se pueden cumplir.

¿Cuál es la promesa?

Resultados efectivos en tu piel y cabello, sin comprometer la salud y equilibrio de tu organismo. La premisa más importante es la siguiente: la piel es el órgano más largo de tu cuerpo, todo lo que colocas en ella se absorbe y entra directamente al torrente sanguíneo. ¿Interesante cierto? A través de la cosmética natural alimentas tu piel sin riesgos.

Conviértete en un usuario experto

La práctica hace al Maestro. ¿Quiéres tener una participación activa que te permita tomar mejores decisiones a la hora de comprar? De ahora en adelante, cada vez que salgas a la aventura de buscar productos naturales, empieza a aplicar ¡EL GIRO DE BOTE! Este movimiento, además de fortalecer tu muñeca :), te convertirá en un consumidor consciente e informado.

Scutum Cosmetics en 20 Aniversario de La Revista Telva Novias
Consumidores aprendiendo a ¡»GIRAR EL BOTE»! con Scutum Cosmetics, en el 20 Aniversario de La Revista Telva Novias.

¿Cúal es la clave?

Olvidarte de los claims, brillos y colores de la etiqueta delantera del producto. Dirige tu atención a la etiqueta trasera. Allí encontrarás la famosa Lista de Ingredientes INCI.

INCI, tú mejor aliada

La ley obliga a las marcas de alimentación, productos cosméticos, entre otras; a colocar todos y cada uno de los ingredientes empleados en sus fórmulas. Esta información, debe ser enunciada en la etiqueta trasera con las siglas INCI y enumerada de mayor a menor. ¡Chequearla hará que tu experiencia sea libre de engaños!

¿Cómo escanear la lista de ingredientes?

No necesitas ir de compras con una lupa. Teniendo en cuenta la proporción anterior (de mayor a menor), con un simple vistazo podrás identificar la cantidad de ingredientes naturales empleados en la fórmula. De igual modo, aquellos ingredientes tóxicos que debes evitar.

¡Alerta roja!

Intenta evitar siempre los siguientes ingredientes:

PEGS

PHTALATOS

PARABENOS

DERIVADOS DEL PETRÓLEO

FORMALDEHÍDO

¿La cosmética natural emplea conservantes?

Sí, conservantes naturales aprobados, en una mínima proporción. Son necesarios para alargar la vida del producto, así como prevenir la contaminación de bacterias y hongos.

 Normalmente encontrarás los siguientes:

  • Ácido benzoico y sus sales (p.e. Sodium Benzoate)
  • Ácido sórbico y sus sales (p.e. Potassium Sorbate)
  • Ácido salicílico y sus sales (p.e. Calcium Salicylate)
  • Alcohol bencílico (benzyl alcohol)

Todos ellos son ingredientes de síntesis indispensables y forman parte del 5% de las sustancias sintéticas permitidas en los cosméticos naturales y orgánicos.

En Scutum, además de ofrecer fórmulas completamente naturales, empleamos ingredientes ecológicos ecocertificables, avalados por Ecocert.

Te propongo experimentar la Cósmetica Natural, a través de nuestra deliciosa fórmula multiuso Miracle Oil ideal para rostro, cuerpo y cabello.

Telva novias disfrutando el Miracle Oil de Scutum Cosmetics
Una consumidora del 20 Aniversario de Telva novias disfrutando el Miracle Oil de Scutum Cosmetics.

¡Cámbiate al mundo del bienestar natural y cuéntanos tu experiencia!

Namasté,

Athena. La piel detrás de Scutum.